LAS PIEDRAS DE AVEBURY (INFO+GALERIA)

La URL corta de este articulo es : http://mparalelos.org/V00XUn

PLANTILLA

PUBLICIDAD

Avebury es el emplazamiento de un círculo de piedras datado hace más de 5.000 años. Está en el condado inglés de Wiltshire, cerca de la ciudad del mismo nombre. En 1986 fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Es de los mayores monumentos del neolítico de Europa, más antiguo que el de Stonehenge, localizado unos kilómetros más al sur.

El monumento está compuesto por varios círculos de piedras. El círculo exterior tiene un diámetro de 335 metros y es el mayor de todos los monumentos prehistóricos encontrados. En origen estaba compuesto por 98 piedras; algunas de ellas pesan más de 40 toneladas. La altura de las piedras va desde los 3,6 a los 4,2 metros. Las pruebas del carbono las han fechado en los años 2800 al 2400 a. C.

Cerca del centro del monumento hay otros dos círculos de piedras, separados entre sí. El círculo del norte mide 98 metros de diámetro aunque sólo quedan de pie un par de piedras de las que lo componían. Una cueva realizada con tres piedras está en el centro, con su entrada apuntando hacia el noroeste.

El círculo del sur tiene 108 metros de diámetro. Está prácticamente destruido y algunas secciones están ahora entre los edificios del pueblo. Un monolito de 5,5 metros de alto estaba colocado en el centro junto con un alineamiento de pequeñas piedras que se destruyeron en el siglo XVIII.

Muchas de las piedras originales se destruyeron en el siglo XVI para proveer de material de construcción y facilitar el cultivo de las tierras. El sitio arqueológico de Avebury está hecho por un gran círculo que está rodeado por un canal dentro del cual hay otros dos círculos pequeños en todo su centro.

El objetivo original de este sitio no se conoce con precisión, aunque los arqueólogos creen que era utilizado principalmente como un lugar para hacer rituales y ceremonias, y a pesar de que a través del tiempo se fue deteriorando, en el siglo veinte el arqueólogo Alexander Keiller se encargó de poner muchas rocas en su sitio.

Además de las rocas en forma vertical de este lugar, que tienen unos cinco metros de alto en promedio, muchos turistas llegan allí a ver los paganos modernos que hacen sus ritos en este sitio y a vista de todas las personas. Esto ocurre en especial en el solsticio de verano, cuando se hacen rituales durante el día, y hasta allí también llegan creyentes en corrientes de la Nueva Era, que creen que allí pueden tener contacto psíquico con otras dimensiones.

Y los alrededores naturales de este sitio también vale la pena recorrerlos, porque siendo el círculo mayor tan grande brinda a los visitantes la oportunidad de verlos un poco más a fondo. Así como las villas y casas típicas que están en las inmediaciones.

FOTO GALERIA:

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

PUBLICIDAD